Restaurantes y Bares

​Popeyes aterriza en Alicante

Se trata del primer restaurante de la marca en la provincia y el décimo en la comunidad autónoma
Apertura Finestrat Benidorm 3
La compañía cerrará el 2022 con una inversión total de 11 millones en la Comunidad Valenciana.

La cadena de restauración Popeyes, propiedad de Restaurant Brands Iberia, continúa con su plan de expansión y refuerza su apuesta por la Comunidad Valenciana con la apertura del primer restaurante en Alicante. Ubicado en Partida la Cala (Villajoyosa, Finestrat) y con una inversión total de alrededor de 1,2 millones de euros, será el quinto local inaugurado en la región en lo que va de año y alcanza así un total de 10 restaurantes de la marca en la Comunidad Valenciana en tan solo dos años.

A esta inauguración en Alicante le seguirán al menos otras dos más antes de que finalice 2022, convirtiéndose en la tercera comunidad autónoma de España con mayor número de locales, en línea con el compromiso de crecimiento y expansión que Popeyes tiene con la Comunidad Valenciana. Así, antes del cierre de año, Popeyes habrá realizado una inversión total en la región valenciana de más de 11 millones de euros (3,6 millones en Alicante), generando un total de más de 350 puestos de trabajo en la comunidad autónoma.

“Continuamos con nuestro compromiso en la Comunidad Valenciana, con la voluntad de crecer en una región en la que queremos seguir dando a conocer nuestra manera distinta de hacer las cosas. Como valenciano he vivido desde pequeño la cultura gastronómica de la región. El mimo y tiempo que se le brinda en Valencia también se pueden encontrar en nuestras cocinas: en Popeyes conseguimos conciliar un cocinado lento, manteniendo las 12 horas de marinado que necesita el pollo para adquirir nuestro sabor tan característico, sin renunciar al servicio rápido que demandan nuestros clientes”, reflexiona Ignacio Sedano, general manager de Popeyes en España.

Con esta apertura, Popeyes alcanza los 69 establecimientos abiertos en España y continúa con su ambicioso plan de expansión, con el que pretende llegar a los 200 locales en 2024 y conseguir su objetivo de convertirse en la primera opción de restauración a la hora de consumir pollo en nuestro país.

Con unas dimensiones de más de 300 metros cuadrados y una capacidad para 176 comensales entre la sala interior y la terraza, el nuevo Popeyes tendrá una zona de ocio infantil y, al igual que los otros 9 restaurantes de la Comunidad Valenciana, dispone de servicio take away, sistema de auto pedido, refill para las bebidas y formato open kitchen, eliminando así las barreras entre la cocina y el cliente.

Además, próximamente contará con el servicio a domicilio a través de su plataforma de reparto propia. De este modo, Popeyes es el encargado de entregar todos los pedidos realizados tanto a través de la app de Popeyes España como de las de los distintos agregadores con el objetivo de mantener el control de todo el proceso desde la elaboración hasta la entrega del producto.

Más noticias

Image003
Food Service
Según el sector de restauración colectiva
Unnamed
Restaurantes y Bares
Torneo de golf sostenible celebrado en Madrid
Sibuya interior alta
Restaurantes y Bares
Se trata del segundo local en la ciudad